POTENCIAL DE FERTILIDAD¿ES MI PESO UN FACTOR DE RIESGO?

La infertilidad se define como una enfermedad del sistema reproductivo que se caracteriza por la no consecución de un embarazo tras 12 meses o más de relaciones sexuales habituales desprotegidas para mujeres abajo de los 35 años, o 6 meses para mujeres arriba de los 35 años de edad. Según datos de la Organización Mundial de la Salud, se estima que en Latinoamérica 2 de cada 10 parejas sufre de problemas de infertilidad. Aunque hay muchos factores que pueden afectar la fertilidad de una mujer o un hombre, la adopción de malos hábitos alimenticios es un factor de riesgo que afecta cada día a más personas, teniendo repercusiones en el sistema hormonal, comprometiendo así los órganos reproductores.

Bajar de peso requiere mantener una dieta equilibrada y saludable y hacer actividad física. Es recomendable apegarse a un plan alimenticio guiado por un profesional, ya que un plan alimenticio es exitoso cuando es personalizado para cada caso. Llegar a un peso corporal normal, a menudo invierte los desequilibrios hormonales, permitiendo así restaurar la fertilidad. Además, la pérdida de peso en las personas obesas aumenta las posibilidades de un embarazo exitoso y mejora su salud ya que se reducen los índices de hipertensión, diabetes y enfermedad cardíaca.

EFECTOS DEL PESO EN LAS MUJERES

Sobrepeso/obesidad:

  • una cantidad moderada grasa corporal es necesaria para la producción de hormonas reproductoras, pero un exceso de ésta puede incrementar los niveles de estrógenos, causando ciclos menstruales irregulares y obstaculizando la ovulación. Diversos estudios indican que, si una mujer con sobrepeso y problemas para concebir pierde entre el 5% y el 10% de su peso, pueden aumentar de forma significativa las posibilidades de quedarse embarazada. Por lo tanto, en casos de sobrepeso u obesidad, llevar una dieta balanceada para perder peso será uno de los primeros pasos a seguir.
  • La obesidad y el sobrepeso están relacionados con resultados adversos fetales y neonatales como hipoglucemia, ictericia, malformaciones congénitas e incluso abortos espontáneos. Asimismo, los hijos de mujeres con sobrepeso tienen un 40% más de probabilidad de tener sobrepeso en su vida adulta y sufrir enfermedades crónicas (cardiovasculares, síndrome metabólico, diabetes tipo II) que las mujeres que tienen un peso saludable.

Bajo peso:

  • Un peso insuficiente puede comprometer el funcionamiento de las hormonas pituitarias (FSH y LH) encargadas de regular el ciclo ovulatorio deteniendo la ovulación y la menstruación.

EFECTOS DEL PESO EN LOS HOMBRES

Sobrepeso/obesidad:

  • El sobrepeso y la obesidad, además de unos niveles altos de insulina asociados, puede reducir los niveles de testosterona, afectando a la producción de esperma. Además, una gran cantidad de grasa en el abdomen se ha asociado a un aumento de la aromatasa, la enzima que se encarga de fabricar estrógenos a partir de la testosterona, afectando aún más la producción de esperma.

Bajo peso:

  • La relación entre bajo peso y fertilidad masculina no está muy estudiada, pero se ha visto que un peso insuficiente puede provocar una menor calidad y cantidad de esperma.

OTROS FACTORES QUE AFECTAN LA FERTILIDAD DE LA MUJER

Edad:

  • La edad es el factor más importante relacionado con la baja reserva ovárica, o la capacidad de los ovarios para producir óvulos, y la fertilidad. La cantidad de ovocitos está condicionada desde el nacimiento y al llegar a los 37 años desciende de forma acentuada. Por lo tanto, con el paso de los años la cantidad y la calidad de estos óvulos disminuye.

Problemas hormonales:

  • El estrés, las emociones, la alimentación y el sedentarismo, entre otros, pueden impactar y generar cambios en el sistema hormonal provocando problemas en la ovulación. Uno de los casos más conocidos es el Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP). El SOP cursa con resistencia a la insulina considerándose un estado pre-diabético. Llevar a cabo un estilo de vida saludable ayuda a controlar la resistencia a la insulina, mejorando el funcionamiento de los ovarios.

Endometriosis:

  • Es una condición en la cual el tejido endometrial crece fuera del útero ocasionando dolor, ciclo menstrual irregular e inflamación. Ademas, puede llegar a comprometer el desarrollo folicular, la ovulación, el desarrollo embrionario y la implantación. Para disminuir los síntomas se aconseja potenciar el consumo de alimentos antiinflamatorios.

Baja reserva ovárica:

  • Mujeres jóvenes también pueden tener baja reserva ovárica. Puede ser debido a intervenciones quirúrgicas en el ovario, problemas inmunológicos como la tiroiditis autoinmune, tratamientos de quimioterapia o incluso ser una causa hereditaria.

Factores psicológicos:

  • El estrés y la ansiedad pudieran llegar a afectar tu producción hormonal ya que el hipotálamo, la glándula que controla las hormonas reproductivas, es extremadamente sensible al estrés pudiendo afectar su buen funcionamiento.

Factores ambientales:

  • Principalmente el tabaco, pero también está el alcohol, malos hábitos de vida como falta de ejercicio físico, exposición a disruptores endocrinos (plásticos, pesticidas, metales pesados).

Si quisieras conocer cual es tu potencial de fertilidad, has llegado al lugar indicado. Aunque no tengas sospecha de tener algún problema de fertilidad, lo ideal es conocer como esta tu organismo para que cuando empieces a trabajar en concebir, lo hagas con total seguridad de que no hay factores que puedan impedírtelo. No pierdas mas tiempo, haz tu cita ya. Sera un placer atenderte en Latid Fertility Center donde cumplir tu sueño de ser mama, es nuestra misión.