Preservación de fertilidad femenina

¿QUÉ ES LA PRESERVACIÓN DE FERTILIDAD FEMENINA?

La fertilidad de la mujer es limitada y la edad es un factor determinante ya que la edad ideal para concebir es entre los 25 y 35 años, y a partir de los 35 años, la fertilidad femenina disminuye considerablemente, tanto en calidad como en cantidad de óvulos. A partir de los 45 años, la posibilidad de un embarazo ocasional se vuelve muy escasa.

 

Hoy en día la tendencia es que las mujeres están decidiendo retrasar cada vez más su maternidad por temas personales, sociales, laborales o también por problemas de salud. Es por esto que la preservación de la fertilidad se vuelve una opción elemental para el futuro.

 

Si una mujer decide vitrificar sus óvulos o embriones cuando estos están aún jóvenes, ya cuando decida tener hijos en un futuro, podrá utilizarlos y tendrá las mismas posibilidades de embarazo que tenía en el momento de la preservación.

TIPOS DE PRESERVACIÓN DE FERTILIDAD FEMENINA

Vitrificación de óvulos

La vitrificación de óvulos es un procedimiento realizado en el laboratorio que permite conservar en el tiempo los óvulos de la paciente. Para ello se deben someter a bajas temperaturas que mantienen sus propiedades intactas hasta el momento de su descongelación. Este procedimiento es muy superior a los antiguos procesos de congelación, ya que evita la formación de cristales de hielo, que podrían dañar las células.

Vitrificación de Embriones

La vitrificación de embriones es una técnica de congelación ultra rápida de los mismos, en la cual se logra eliminar la formación de cristales de hielo que podrían dañarlos. De esta manera los embriones se pueden criopreservar con una alta tasa de supervivencia. Los embriones que se vitrifican son los que no son transferidos a la madre tras realizarse una Fecundación in vitro. Las altas tasas de supervivencia de los embriones tras su desvitrificación han permitido optimizar los tratamientos de Fertilización in vitro, logrando que sean necesarios menos ciclos de estimulación en la mujer.

¿EN QUÉ CASOS ESTÁ INDICADA LA PRESERVACIÓN DE FERTILIDAD FEMENINA?

Vitrificación de óvulos

  • Mujeres que por cualquier razón desean posponer su maternidad
  • Pacientes oncológicas y no oncológicas que van a recibir tratamientos gonadotóxicos.
  • Mujeres que han recibido cirugía repetitiva sobre el ovario, como puede ser el caso de endometriosis.
  • Pacientes en las que preferiríamos realizar la transferencia embrionaria en un ciclo distinto al de la estimulación folicular (riesgo de SHO, aparición de pólipos, hidrosalpinx o hidrometras, ausencia de espermatozoides, etc.).
  • En pacientes con baja respuesta para acumular ovulos, o para tener una cantidad suficiente de ellos si el objetivo es realizar un ciclo de DGP.

Vitrificación de Embriones

  • Cuando la mujer tiene riesgo de sufrir síndrome de hiperestimulación ovárica o cuando el endometrio no ha engrosado lo suficiente y no esta receptivo.
  • Cuando se ha realizado la transferencia embrionaria en freso, pero sobran embriones que pueden utilizarse en futuros intentos.
  • Cuando la pareja o la mujer decide congelar embriones en lugar de óvulos y semen por separado.
  • Cuando se ha hecho una biopsia de embriones para hacer un diagnóstico genético pre implantacional (DGP), pero hay que esperar varios días para los resultados.
  • Con una ovodonación, si no se ha podido sincronizar a la donante con la receptora de óvulos, es posible vitrificarlos para su uso posterior.
  • Cuando hay embriones sobrantes de un ciclo y la pareja o la mujer decide donarlos a otras personas con problemas de infertilidad.

PROCESO DE PRESERVACIÓN DE FERTILIDAD FEMENINA

Vitrificación de óvulos

  1. El tratamiento comienza con el ciclo menstrual, es cuando iniciamos la estimulación ovárica de la paciente.
  2. Se realiza la aspiración de los óvulos en quirófano y bajo sedación, para que la paciente no sienta ninguna molestia.
  3. En lugar de inseminar y fecundar los óvulos, se realiza la vitrificación.
  4. Se colocan los óvulos en unos pequeños soportes y se sumergen en nitrógeno líquido, a una temperatura de -196°C

Vitrificación de Embriones

  1. Deshidratar los embriones pasándolos de un medio a otro con una concentración creciente de crioprotectores.
  2. Colocar con mucho cuidado los embriones encima de la pajuela para su congelación.
  3. Introducir la pajuela con los embriones en una cubeta pequeña con nitrógeno líquido.
  4. Colocar la tapa o capuchón a la pajuela con la precaución de no alejarla de los vapores del nitrógeno líquido.
  5. Por último, guardar la pajuela cargada con los embriones dentro del tanque de nitrógeno líquido para su conservación.

PONTE EN CONTACTO CON NOSOTROS Y CUMPLE TU SUEÑO DE FORMAR UNA FAMILIA