Fecundación In Vitro

¿QUÉ ES LA FECUNDACIÓN IN VITRO?

Consiste en la unión del óvulo de una mujer con un espermatozoide de un hombre en el laboratorio –in vitro–, con el fin de obtener embriones de buena calidad que puedan, tras su transferencia al útero materno, dar lugar a un embarazo.

 

En la fecundación in vitro, los óvulos son extraídos mediante un proceso sencillo, que no requiere heridas en abdomen, llamado punción ovárica. Este procedimiento consiste en realizar una punción en los flóculos ováricos para aspirar su contenido – el líquido folicular- y así recuperar los óvulos.

¿EN QUÉ CASOS ESTÁ INDICADA LA FECUNDACIÓN IN VITRO?

La fecundación in vitro se puede realizar con esperma de donante o de la pareja y nos permite facilitar el proceso de la fecundación cuando existen otras causas que la dificultan. Este tratamiento se recomienda para:

Mujeres después de varias inseminaciones artificiales sin éxito.

 

Mujeres con endometriosis avanzada, con probable afección en las trompas y en la calidad ovocitaria.

 

Mujeres de edad avanzada, con óvulos de baja calidad.

 

Mujeres con lesión en las trompas o ausencia de ellas.

 

Mujeres con hidrosálpinx.

 

Parejas en las que es necesario hacer un estudio genético preimplantacional.

 

Parejas en las que el hombre presente mala calidad espermática (factor masculino moderado o severo).

PROCESO DE FECUNDACION IN VITRO

Paso 1

Estimulación Ovárica

Esta consiste en inyecciones diarias que la paciente puede administrarse ella misma. De forma natural, la mujer produce un único óvulo cada mes, pero gracias a este tratamiento hormonal, que dura entre 15 y 25 días, se provoca un crecimiento multifolicular con el cual se desarrollan varios. Esto nos permitirá posteriormente conseguir varios óvulos, que se fecundarán y darán lugar a embriones.

Paso 2

Punción Ovárica o folicular

Es un procedimiento simple que dura entre 15-20 minutos y que se realiza en quirófano bajo sedación. Se accede a los ovarios desde la cavidad vaginal, y se puncionan cada uno de los folículos. Es el líquido aspirado de cada folículo el que contiene los óvulos que posteriormente se podrán fecundar en el laboratorio de fecundación in vitro.

Paso 3

Preparación del semen

La muestra de semen es preparada en laboratorio para optimizar sus características y aumentar así la posibilidad de obtener un embarazo.

Paso 4

Fecundación In Vitro

Este procedimiento puede llevarse a cabo mediante dos técnicas diferentes:
La primera es la técnica de FIV convencional, en la que se depositan cada uno de los óvulos obtenidos en la punción en gotas de semen previamente preparado, de forma que se simula en la placa de cultivo el proceso de fecundación natural. La segunda técnica es mediante la inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI): se trata de una técnica de elevada precisión que consiste en que nuestros embriólogos seleccionan individualmente los mejores espermatozoides y los introducen uno a uno en el interior de cada óvulo.

Paso 5

Cultivo embrionario

El cultivo de los embriones dura entre 5 y 6 días. El embriólogo se encarga de proporcionar las condiciones de cultivo necesarias para los embriones en cada fase, y simultáneamente observan y analizan su desarrollo para poder evaluar su calidad.

Paso 6

Transferencia embrionaria

Para hacer la transferencia embrionaria, hay que preparar previamente el útero de la paciente, asegurando que el endometrio tiene el grosor adecuado para recibir al embrión. Durante la transferencia, se introduce el mejor embrión en el útero con la ayuda de una cánula. Se realiza en quirófano, pero se trata de una procedimiento rápido e indoloro, por lo que es ambulatorio y no requiere ningún tipo de anestesia.

Paso 7

Después del procedimiento

Después de la transferencia de embriones, a la mujer se le puede pedir que descanse durante el resto del día para retomar sus actividades normales al día siguiente. Las mujeres que se someten a FIV deben usar progesterona vía vaginal o vía oral después de la transferencia embrionaria. Más o menos de 12 a 14 días después de la transferencia de embriones, la mujer deberá realizarse una prueba de embarazo.

¿QUÉ RESULTADOS SE OBTIENEN CON LA FECUNDACIÓN IN VITRO?

Las probabilidades de obtener un embarazo con un tratamiento de Fecundación In Vitro son muy elevadas, gracias a los avances técnicos y a la última tecnología desarrollada. Además, dependiendo de los ciclos que se realicen, aumentan las posibilidades de embarazo, como por ejemplo, tras cuatro ciclos de FIV, el índice de embarazos puede alcanzar el 60%.

TIPOS DE FECUNDACIÓN IN VITRO

1. Óvulos propios:

La fecundación in vitro con óvulos propios y semen de la pareja se conoce como fecundación in vitro propia ya que en ella no interfiere material genético de terceros, sino que solo participan los dos miembros de la pareja en cuestión.

2. Ovodonación

La FIV con ovodonación es un tratamiento de reproducción asistida en donde se realiza la misma FIV con óvulos de una donante anónima y los espermatozoides son de la pareja receptora. Este procedimiento hace posible el milagro de tener un hijo a pacientes que no pueden gestar un embrión por su mismas, o que de otra manera no podrían tener hijos.

3. Genético Preimplantacional:

La Fecundación in vitro (FIV) con diagnóstico genético preimplantacional, es la combinación de ambos procedimientos para la presencia o ausencia de determinadas anomalías genéticas o alteraciones en el número de cromosomas en los embriones antes del momento de su transferencia dentro del útero. Al detectar problemas cromosómicos en el embrión que se transfiere, disminuye el riesgo de aborto y aumentan las probabilidades de tener un bebe sano, libre de enfermedades como el síndrome de Down, Turner o Klinefelter

PONTE EN CONTACTO CON NOSOTROS Y CUMPLE TU SUEÑO DE FORMAR UNA FAMILIA